En Entrevistas

Felipe Esteban y Menchu Ríos tuvieron que cambiar de actividad profesional debido a la pasada crisis económica y decidieron elevar una afición a su modo de vida. Ahora, cuatro años después de aquella decisión, han tomado otra «para ver si,  de verdad, la apuesta es viable y con futuro» nos comenta Felipe Esteban.

-Elaboran cerveza artesana y ecológica en Aineto, un pequeñísimo pueblo del Alto Gállego

-Queríamos que fuera así, pero hay que decir que emprender en un pueblo resulta  40 veces más complicado que en una ciudad o población grande. En un pueblo partes con todo en contra: transporte, repartos, locales, normativas, Internet… Si uno no está realmente convencido se convierte en una misión imposible.

-Al final lo lograron con Borda

-Pero estos años arrojan un balance irregular, porque nos estamos dejando la piel. ¿Echar horas y no ganarte la vida? Hasta ahora nos hemos defendido, sin embargo, hemos decidido coger un bar en Jaca, donde venderemos nuestra cerveza y a ver qué pasa. Elaboramos un producto complicado de comercializar en un mercado sin la suficiente demanda.

-Explíquese

-Nosotros hemos acudido a multitud de ferias, tiendas gourmet, supermercados, bares… pero no acabamos de encontrar el modo de llegar al consumidor.  Se trata de un producto de artesanía agroalimentaria, por lo que,  dadas sus características, conllevan un precio. Por tanto, no se trata de un  producto de supermercado. Las cadenas te aprietan mucho y, además, las grandes marcas cerveceras han visto ahí un nicho y ofrecen su cerveza artesana -ellos dicen- a un precio muy inferior a la tuya. Aunque ¡ojo! no se trata del mismo producto. Por otra parte, en bares y restaurante no entras. Aunque nuestra cerveza sí se encuentra en restaurantes ecológicos de Zaragoza. Y también en tiendas gourmet, donde su cliente sabe que va a pagar más por un producto artesanal.

-Ahora la cerveza artesana se ha puesto de moda

-A nosotros nos pasó…que entre que pensamos la idea y obtienes la primera botella; eso mismo les ha ocurrido a varios más. Pienso que, en Aragón, en cuanto a cerveza artesana hay más oferta que demanda. Y añado que no existe cultura del producto. Es decir, el consumidor no lo valora y por ello no está dispuesto a pagar más. Echo de menos una mayor promoción de la artesanía agroalimentaria y eso lo deberían hacer desde las instituciones, porque los pequeños no contamos con  recursos para ello.

-La suya además de artesana es ecológica

-Una cerveza como Borda nada tiene que ver con las industriales. Más amarga, más aromática, más sabrosa… para hacer una cosilla sosa ¡ya están las otras!  Ecológica, artesanal y claro el precio tiene que ser otro. Y me fastidia que, a nivel institucional, no se valore como creo que se debería a la agroalimentación, a todos los pequeños productores. Además, si tu vecino hace queso no compres el queso de Murcia, compra el de tu vecino así daremos vida a tu pueblo y a tu zona.

-Pidieron una ayuda Leader que gestionaron en Adecuara

-Muy contentos con ellos, porque te orientan y te ayudan. La ayuda significa un respiro a pesar de  la  tremenda burocracia.

Recommended Posts

Escriba lo que desea buscar y pulse ENTER